Menos sal, más vida: Panaderos hicieron los deberes y buscan que más lo hagan

30 julio 2016

Menos sal, más vida: Panaderos hicieron los deberes y buscan que más lo hagan

Para Destacar

  • "En Villa María desde hace tres años, de manera gradual, estamos reduciendo el porcentaje de sal en la elaboración del pan y cada vez son más las panaderos que se suman a la iniciativa", dijo Néstor Mojica.

Artículos Relacionados

“No se puede seguir disminuyendo más la cantidad de sal que contiene el pan. Se llegó al límite. Hemos reducido ya en un 20%”.

La frase corresponde al presidente de la Cámara de Panaderos de Villa María,  Néstor Mojica (foto), quien en el marco del programa naci13891861_2063314270559730_3164891330318378960_nonal “Menos sal, más vida” expuso sobre la experiencia que, sobre el particular, los panaderos locales concretan ante un auditorio en el Salón Blanco del Palacio Municipal.

“En Villa María desde hace tres años, de manera gradual, estamos reduciendo el porcentaje de sal en la elaboración del pan y cada vez son más las panaderos que se suman a la iniciativa”, explicó el dirigente quien precisó que ya se logró disminuir en un 20% la utilización de la sal durante el proceso de la panificación.

“Ahora -acotó- tenemos que lograr que las 80 panaderías que funcionan en la ciudad lo implementen para que “Menos sal, más vida” se reafirme como proyecto para lo cual convocaremos a sumarse a la iniciativa a quienes todavía no lo han hecho a las cuales iremos a visitar en el marco de una campaña de concientización que llevaremos adelante junto con el Municipio”.

Mojica opinó que “reducir una mayor porcentaje de sal en el pan que supere el 20% no podrá ser posible porque atentará contra la calidad del producto y el gusto de los consumidores quienes no están acostumbrados a ingerir pan sin sal por eso digo que llegamos al límite. Antes cada bolsa de harina se necesitaba un kilo de sal para elaborar pan. Hoy son 800 gramos. Por eso estamos al límite”.

Audio: Declaraciones de Néstor Mojica a Radio Líder Argentina.

 

 

30 julio 2016