Agotada edil Navarro se tomó unos días de vacaciones y a Uruguay marchó

2 septiembre 2018

Agotada edil Navarro se tomó unos días de vacaciones y a Uruguay marchó

Para Destacar

  • Llamó la atención la ausencia de la edil Navarro y la actitud de sus pares de ocultar, a modo corporativo, cuando se "borran" los legisladores.

Artículos Relacionados

No hay dudas que la función de concejal agota por lo que no queda otra que tomarse uno días de vacaciones para reponer energía y volver con fuerza a la actividad.

La edil Verónica Navarro (junto a su familia y pareja, el ex intendente, Eduardo Accastello), en julio se tomó licencia y a Egipto, Grecia, Turquia y Dubai fue, junto a un contingente de villamarienses.

Cuando regresó logró que a los propietarios de motos eléctricas les abrieran un registro y estuvo presente luego-semanas atrás, el viernes 17 de agosto, cuando despidieron a trabajadores de Fábrica Militar. Hubo una sesión especial del Deliberante a la que le siguió otra. En esta segunda (fue un martes) no estuvo. Dijo (según Presidencia del Deliberante) encontrarse en Santiago del Estero.

Ahora bien, en la sesión ordinaria del pasado jueves, tampoco estuvo y su ausencia llamó la atención.

Esta vez fuentes cercanas a la presidencia del Deliberante admitieron que la concejal les había informado que no asistía porque se había tomado unos días de vacaciones y a Uruguay se marchó, volviendo en las próximas horas para empezar otra vez con fuerza su demandante actividad.

Navarro hizo saber de su periplo por Instagram al difundir fotos junto a su pareja, en pleno viaje, y por lo que se ve a bordo de un vehículo de última generación y confortable.

Eso sí tuvo tiempo, a través de redes sociales, durante su ausencia, para hacer conocer su opinión critica sobre la situación económica y política nacional . Pero evidentemente no le afectó el incremento del dólar, la suba de los combustibles, como sí le sucede a los vecinos de a pie, de barrios periféricos y humildes, que dice representar, lugares que recorre junto a Accastello promocionando una candidatura a intendente que este nunca oficializó.

La pregunta del millón. De su dieta de más de 50 mil pesos, ¿le descontarán los faltazos a dos sesiones ordinarias en agosto? O la corporación legislativa mirará para otro lado, como lo ha hecho en varias oportunidades con diferentes integrantes del cuerpo.

2 septiembre 2018