Destacada Principal | Alejandro Gabriel Gigante | abuso sexual | Cámara

Alejandro Gabriel Gigante condenado a 7 años por abuso

La cámara del crimen le dió siete años de prisión efectiva a Alejandro Gabriel Gigante por el delito de abuso sexual a una menor cometido en 2019.

La cámara del crimen tomó la decisión en el día de hoy de condenar a siete años de prisión a Alejandro Gabriel Gigante por considerarlo responsable del delito de abuso sexual ultrajante agravado, por la condición de ser el encargado de la guarda de la víctima.

Por otro lado, también se lo encontró responsable del delito de amenazas calificadas y tenencia ilegal de arma de fuego, la cual la cámara tomó la decisión del decomiso de la misma. El abuso por el cual se lo condena ocurrió en el año 2019, la cámara gessell fue quien constató que efectivamente la menor había sido abusada, a raíz de la denuncia que la misma madre de la niña realizó.

La Jueza fue Edith Lezama de Pereyra, el fiscal fue Francisco Márquez, el abogado defensor Javier Marcos, mientras que como abogada querellante estuvo la doctora Teodora Perassi.

Por otro lado vale comentar que al tratarse de una víctima menor de edad, el juicio se realizó de manera privada y finalmente Alejandro Gabriel Gigante admitió haber cometido los hechos por los cuales se lo condenó.

Si tomás conocimiento de un caso de abuso sexual a un menor podés realizar la denuncia al número 0800-222-1717, allí podrán explicarte cómo continuar ante una situación de esa magnitud, La atención está garantizada durante las 24 horas los 365 días del año y actúa en toda la Argentina.

También están disponibles las líneas 144 en donde se produce la atención a mujeres y personas LGBTI+ en situación de violencia, 145 para denunciar la trata de personas y 137 en caso de atención para víctimas de violencia.

Para saber si un niño o niña sufrió un acto de abuso, hay indicios que pueden dar cuenta de la situación como

  • Cambio notorio de conducta.
  • Irritabilidad o llanto fácil.
  • Retraimiento.
  • Defensivo ante el contacto físico.
  • Que se niegue a realizar ciertas posturas.
  • Signos en su cuerpo o infecciones en genitales.
  • Dibujos o conductas sexuales inapropiadas a su edad.

Dejá tu comentario