Sociedad |

¡Con los pibes no! Peligra la apertura de primer año en el CENMA del CENCAR Villa Nueva

La extensión áulica del CENMA que funciona en el CENCAR de Villa Nueva desde hace más de una década, está pasando por un momento delicado, lo que genera angustia en toda la comunidad educativa.

Durante el 2018 el Ministerio de Educación de la Provincia, determinó que la modalidad -que ya llevaba una década- de recibir a alumnos a partir de los 16 años de edad, expulsados del sistema educativo tradicional, dejaba de funcionar.

Si bien los funcionarios salieron a desmentir esta situación, los docentes plantearon que la nueva modalidad, que es la de un Centro de Adultos para Enseñanza Media, pero desde los 18 años, implicaba un cierre literal de la institución pensada para contener la demanda de los sectores más vulnerables de Villa Nueva.

La decisión oficial además entendió que los jóvenes que quedarán en el camino, pasarían a un programa de  terminalidad (PIT) que según los delegados gremiales de UEPC, no es un espacio escolar propiamente dicho, sino simplemente otra instancia, que además no ha dado buenos resultados hasta el momento.

De esta manera, en la extensión del CENCAR sólo se puede inscribir para el ciclo lectivo 2019, a chicos desde los 18 años, a lo que se suma un agravante: La Provincia exige que si no tienen 25 alumnos como mínimo, el curso no se abre.

Villa María Ya! se comunicó con un grupo de docentes- todos interinos- quienes manifestaron que siempre en 1er año tuvieron dos divisiones y que ya debieron rechazar a unos 30 adolescentes, dado que no tienen la nueva edad exigida para concurrir a la institución.

Incluso hasta el momento y a  menos 10 días del comienzo de clases, no han completado la matrícula mínima para este año, por lo  que se sienten “en inferioridad de condiciones que el resto de las escuelas”, ya que los cursos generalmente han rondado los 18 alumnos.

De no cumplirse los nuevos requisitos la extensión áulica del CENMA CENCAR no contará con 1er año, lo que implica pibes en la calle y docentes sin trabajo, cuando la educación debiera seguir siendo la prioridad del Estado en todos sus niveles.

A pesar de la angustia y del cambio de reglas, las docentes siguen haciendo propaganda para informar a la comunidad y atraer a estudiantes, a través de las redes sociales y del boca a boca, pero al decir de varias de ellas ” casi en soledad”.

Los interesados en estudiar en el CENMA pueden concurrir por la mañana, de 8 a 12.30, ser mayores de 18 años o cumplirlos durante el 2019.

Lamentablemente, decisiones tomadas desde oficinas o escritorios, muchas veces se alejan de la realidad. Ojalá puedan abrir el curso  o los cursos de 2019. Pero la pregunta es ¿ Dónde estudiarán los que ya no pueden ser aceptados? Nadie sabe porque no se conoce donde y desde cuando funcionará el Programa de Terminalidad ( PIT) en la vecina ciudad.

 

Foto Archivo

 

Dejá tu comentario