Destacada Principal | Delpino | peón | condenado

10 años de prisión para jubilado que mató a peón rural

José Atilio "Cuis" Delpino (84) fue condenado a 10 años y 8 meses de prisión. Confesó el homicidio y pidió perdón. Jorge Báez había filmado todo hasta morir

José Atilio "Cuis" Delpino, jubilado de 84 años, fue condenado esta mañana a 10 años y ocho meses de prisión por el homicidio de Jorge Báez, peón rural que trabajaba en su campo de Los Zorros.

Cabe recordar que el trágico hecho ocurrió el 2 de julio del 2021 alrededor de las 18 en la propiedad del condenado, quien había mantenido una discusión con Báez, primero por una indemnización que no lo había dejado conforme al peón -se había terminado el contrato- y después por una heladera.

La situación de violencia creció y creció hasta que Delpino, harto, entró a su casa, buscó una escopeta y lo fusiló a una distancia corta, de entre 20 y 60 centímetros apenas.

Cada momento del hecho quedó registrado porque el peón rural estaba filmando con su teléfono, que siguió grabando las voces de todos los implicados después del crimen. Justamente, el fiscal Francisco Márquez en su alegato se refirió a las pruebas en contra del imputado e hizo especial hincapié al video del teléfono. En el mismo se vio toda la escena y una frase de Delpino que decía "Nadie se va a burlar de mí", mientras su esposa lo increpaba y la mujer de Báez lo lloraba.

Pidió perdón

El jubilado esgrimió un relato de lo sucedido en el que decía no recordar quien disparó el arma y pidió perdón. Asesorado por su abogado, Javier Marcos, Delpino finalmente confesó el hecho y lo aceptó. Báez murió de una hemorragia abdominal producida por shock hipovolémico causado por la herida de bala a poca distancia.

Delpino dijo que lo lamentaba mucho, que lo quería como a un hijo y que muchas veces habían comido todos juntos.

El fiscal Márquez pidió la mínima para este tipo de delitos, caratulado como homicidio agravado por el uso de arma de fuego. Y fue esa la pena que se le otorgó al imputado. De todas formas, el juez Félix Martínez le dio la posibilidad a Delpino de cumplir su pena de manera domiciliaria, como lo venía haciendo en una vivienda de Villa María.

Una familia destruida

Entrevistas a abogados de Mercedes Ibarra | CASO ATILIO DELPINO

Federico Buján y Virginia Juan fueron los abogados de la querella, específicamente Mercedes Ibarra, viuda de Báez. Ambos habían llegado de Formosa hacía seis años para trabajar en el campo, especialmente en tambos. El último de trabajo de Báez e Ibarra había sido en uno de los campos de Delpino. "Fue todo un esfuerzo personal para ella trasladarse hasta la ciudad desde Formosa cuando le avisamos de la audiencia. Llegó con su nena de siete años. Su consternación nunca bajó y se quebró de manera permanente. Está dolida y triste", dijo Buján a Villa María Ya!

La familia quedó destruida porque, aunque ambos trabajaban, él era tambero especializado y era sostén de la familia. Además, la niña, que se había criado en esta zona, debió volver a Formosa con la mamá cuando ocurrió el crimen. Es empezar de nuevo.

"Desde lo penal es una pena razonable por la edad del imputado y porque no tenía antecedentes, aunque nunca se puede hablar de algo justo", dejó en claro el letrado.

CONDENADO ATILIO DELPINO (online-audio-converter.com).mp3

Ver más:

Jubilado mató a peón rural

A Delpino le dieron la domiciliaria

La defensa se opuso al juicio

En 2016 Delpino protagonizó un choque en Villa María

Dejá tu comentario