Destacada Principal | día | Retrete | inodoro

Dale que me hago: Es el "Día Mundial del Inodoro"

El 19 de noviembre es el "Día Mundial del Retrete". Ojo con andar rimando. El trono, o inodoro, también tiene su día.

Además de las necesidades fisiológicas, muchos utilizan el inodoro como el trono del pensamiento, otros para leer el diario, y ahora, con las nuevas tecnologías, para revisar los mensajes de redes sociales en el celular. El día del Retrete o inodoro, que se conmemora de manera solemne el 19 de noviembre de cada año, fue creado para concientizar sobre la importancia del acceso a los servicios básicos de saneamiento para la prevención de enfermedades.

Según la información que ofrece la ONU sobre el inodoro en una página web creada específicamente para conmemorar el Día del Retrete, cerca de 4.200 millones de personas no tienen un inodoro en su casa o, si lo tienen, no disponen de una red de saneamiento adecuada. Es más, 673 millones de personas no tienen acceso a ningún retrete y se ven obligadas a hacer sus necesidades al aire libre.

No es de extrañar que alrededor de 2.000 millones de personas consuman agua contaminada con heces si tenemos en cuenta que un gramo de heces contiene alrededor de 10 millones de virus y bacterias y que, debido a la “defecación al aire libre”, se pueden llegar a esparcir sin control 2.000 millones de heces humanas al día.

Con estos datos, ¿A que ya no te sorprende que el día de hoy esté dedicado al retrete?

La importancia del inodoro

Más allá de la comodidad y de los tabúes sociales, la verdadera importancia del inodoro, y de un servicio básico de saneamiento, es que permite defecar sin contaminar el medio ambiente.

Por tanto, la importancia del retrete es social, sanitaria y económica.

No subestimes la importancia de la tapa del inodoro

Ahora que ya conoces la verdadera importancia de tener un wáter en tu propia casa, ve un poco más allá. ¿Eres de los que siempre deja la tapa levantada? ¡Error! La tapa debe estar siempre baja cuando descargues la cisterna (apretar el botón o tirar la cadena, según el caso) para evitar que, al girar el agua, se propaguen las bacterias por todo el cuarto de baño e incluso alcancen hasta tu cepillo de dientes…

No olvides nunca que cuando cuidas y mantienes limpios tanto el inodoro como el cuarto de baño, estás contribuyendo a evitar una contaminación ambiental que puede afectar a la salud de los que te rodean.

A la espera que en 2030 todos los habitantes del planeta tengan acceso a una red de saneamiento digna, uno de los objetivos de desarrollo sostenible de la ONU, hoy deseamos un ¡feliz Día del Retrete!.

Dejá tu comentario