Destacada Principal | ganancias | Afip | cambios

Ganancias: Cambios rigen en junio e incluyen medio aguinaldo

La titular de AFIP firmó la resolución para implementar la ley. Los salarios de menos de $150.000 dejan de pagar el denominado impuesto a las ganancias.

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) definió, mediante la firma de su titular Mercedes Marcó del Pont, que los cambios en Ganancias que introduce la ley votada hace dos meses en el Congreso, se implementen a partir de este mes.

Así es que abarca desde los sueldos de junio que se cobran hasta el 5 día hábil de julio; y el medio aguinaldo, que se paga hacia fin de mes, no estará alcanzado por el gravamen.

En ese sentido, la funcionaria ratificó que el reintegro por los pagos de enero a mayo, que promedia los $3.500 mensuales se efectivizará en cinco cuotas iguales y consecutivas desde julio próximo.

Con los cambios, más de 1,26 millón de contribuyentes dejarán de pagar este tributo de manera mensual y en el oficialismo cumplirán con su objetivo de “inyectar dinero en el bolsillo de la gente” como mecanismo para reactivar el consumo a escasos meses de las elecciones legislativas, que se realizarán en noviembre próximo.

“El ingreso disponible adicional para los trabajadores es de unos $50.000 millones. La medida incrementa la capacidad de consumo de la clase media”, sostuvo la funcionaria en declaraciones a radio 10.

Los cambios regirán una vez que se publique en el Boletín Oficial.

En el medio, se produjo la polémica por el Monotributo, que generó deudas retroactivas a principios de año, y llevó al Gobierno a dar marcha atrás y buscar subsanar la situación con un nuevo proyecto de ley.

Las claves de la reforma del Impuesto a las Ganancias

Los principales cambios son:

Para los trabajadores activos, el nuevo piso queda en $150.000 brutos mensuales ($124.600 en mano) y para los jubilados, está fijado en hasta ocho haberes mínimos. Esos mínimos serán retroactivos a enero de este año.

Se devolverá lo retenido desde el 1º de enero hasta la aplicación efectiva del nuevo ingreso mínimo. El reintegro se realizará en cinco cuotas mensuales, iguales y consecutivas, a pagar entre julio y noviembre.

Los sueldos brutos de entre $150.000 y $173.000 pagarán el impuesto con un régimen de alícuotas especiales por lo que verán también reducida la carga tributaria.

El aguinaldo queda exento del cálculo de Ganancias.

Se suman nuevas deducciones: horas extra, gastos en indumentaria, erogaciones por concubino o concubina, costo de guardería o del jardín materno-infantil para los contribuyentes con hijos de hasta tres años de edad, gastos educativos y una doble deducción por hijos e hijastros con discapacidad.

La “remuneración bruta” para aplicar o dejar afuera a un salario debe tener en cuenta el promedio mensual de lo que se cobre durante todo el año, por lo que muchos salarios por encima de $150.000 brutos pueden también quedar exentos del gravamen.

Dejá tu comentario