guardavidas | compuertas | heróes sin capa

Héroes sin capa: Dos guardavidas salvaron la vida de un hombre

El imprudente sujeto, decidió arrojarse desde las compuertas. Acto seguido dos guardavidas emprendieron la peligrosa acción de sacarlo.

Benjamín Yatchesen, es uno de los guardavidas y de los héroes sin capa, que ayer tuvo que afrontar una situación de mucho peligro y fue el de rescatar a una persona que se tiró desde las compuertas del río Calamuchita.

"Fue una situación bastante rara y un cúmulo de emociones. Nosotros estábamos sentados en el puesto nuestro a 50 metros de las compuertas y de un momento para el otro comenzamos a sentir que uno de los pescadores nos llama, entonces automáticamente fuimos corriendo hacia el lugar y habíamos llevado la rosca con la soga y ahí vemos el sujeto que justo estaba en la parte del piletón donde se hace el remolino", expreso Benjamín.

El momento del rescate

"Lo que se veía es que salía del agua y volvía a entrar, en ese momento mi compañero se tira y le envío la rosca y le cae al lado de este hombre y no me la agarra, el otro guardavidas en ese ida a vuelta del agua, porque mantenerse en ese remolino es más que imposible, más con las compuertas abiertas, logra engancharlo y le da un empujón para que la corriente lo lleve".

El hombre sufrió varias heridas por que es una zona que tiene bastante escombros y muchas piedras. El rescate fue cercano a la costa de Villa Nueva a metros de las compuertas.

"En ese momento yo fui corriendo hacia la pasarela, camino por los escombros bajo el puente, y me largo a cruzar a la cascada. Ahí el sujeto iba flotando y yo lo daba por muerto, ya que se dejaba llevar por la corriente y en eso veo que había unos pescadores en la zona y les pedimos que lo agarren y al hacerlo llegamos donde estaba este hombre que se encontraba en estado de shock", apuntó.

No es el primer rescate de este mismo sujeto

Los Bomberos fueron llamados en el momento en que su compañero se lanzó para salvar al imprudente hombre que decidió realizar la maniobra tan arriesgada e ilógica.

"Es un sujeto con el cual ya habíamos tenido problemas en otras playas y realmente hay que estar loco para tirarse en una zona donde prácticamente es un uno por ciento de posibilidades de vivir. Mi compañero podría haber perdido la vida o a todos nos podría haber pasado algo culpa de ese sujeto que decidió tirarse", manifestó.

El sujeto en estos momentos está siendo atendido por servicios de salud mental.

"La sensación fue rarísima porque no podía creer lo que había pasado. Había mucha gente alrededor y tenía a mi jefe que me felicitó y nos dijo que muy buen laburo a mí y a mi compañero", concluyó

Dejá tu comentario