Destacada Principal | hijos | violencia | Senaf

Huyó de una relación violenta y no puede ver a sus hijos

Romina Margara huyó de su expareja, Iván Martínez, quien ejercía constante violencia de género sobre ella. La SENAF no le deja ver a sus hijos

Cansada de las golpizas y de la violencia psicológica que recibía de quien fue su pareja durante mucho tiempo, Iván Martínez, Romina Margara huyó de su casa para refugiarse con su papá. Pero el hombre impuso una denuncia por abandono de hogar y ella ahora no puede ver a sus hijos.

Romina denuncia a su expareja y quiere ver a sus hijos

Romina contó el drama que vive a Villa María Ya! y pide ayuda porque lo único que quiere es ver a sus hijos. La mujer no es víctima de su agresor, sino también de un sistema que no la contiene. Por miedo y vergüenza, no denunció los innumerables hechos de violencia que sufrió por años, y ahora que quiere hacerlo, no le toman la declaración.

Cuando tuvo que irse de su casa, con la nariz rota y moretoneada por los golpes, Iván Martínez, alias "el cabezón" denunció abandono de hogar y ahora ella no puede acercarse a sus pequeños de y y 12 años, Yasín e Ivo. "La SENAF de Villa Nueva dice que mis hijos están mejor con él, que se droga siempre, que les paga 500 pesos para que digan que está todo bien. A mí no me dejan verlos".

Romina quiere ver a sus hijos

En su momento se había impuesto un régimen de visitas, de palabra, que Martínez nunca respetó porque siempre ponía trabas para que ella no pueda estar con sus hijos.

Y cargó contra la SENAF de Villa Nueva y Mauro Sánchez, su titular, por no intervenir ni dar respuestas: "A mí no me preguntaron porqué abandoné mi casa. No tenía opción. No me escucharon y no me creyeron".

"Yo sólo quiero tener a mis hijos conmigo", reclamó con tristeza.

Dejá tu comentario