Destacada Principal | juicio | Tribunales | robo

Juicio: Comprobaron que no querían robar y quedaron libres

Dos personas llegaron imputadas por este delito. Pero, fueron condenados por resistencia. El juicio fue por teleconferencia entre Tribunales y la cárcel

Dos hombres llegaron a juicio acusados de robo, pero la Justicia comprobó que no tenían esta intención. Aunque, sí fueron condenados por resistirse a la autoridad y quedaron libres ya que esperaron la audiencia durante más de un año detenidos en la cárcel.

Según informó la abogada Florencia Botero, quien defendió a uno de los imputados, el juicio fue ayer por la tarde y por teleconferencia. Su defendido, junto al otro acusado, vivieron la audiencia desde la cárcel, mientras que ella, la otra abogada, el fiscal y el juez, estuvieron en Tribunales.

En diálogo con Radio Líder Argentina contó cómo se sucedieron los hechos y la resolución que tomó el juez.

Llegaron por robo

Según narró la abogada, ambos detenidos llegaron al juicio acusados de robo agravado por escalamiento en grado de tentativa. Y, además, por desobediencia a la autoridad.

En el primer hecho el abordaje fue en modalidad breve, sin testigos y se alegó sobre la prueba. "El fiscal, representando al Ministerio Público, solicita el cambio de carátula aduciendo diferentes responsabilidades para los dos imputados porque no había ninguna prueba de que la intención haya sido robar a la persona. En ningún momento le piden sus efectos personales, ni los requisan, ni ingresan a la vivienda, sino que saltan una tapia, ingresan al patio y se trenzan en lucha con la víctima, a la cual se le produce una lesión en su vientre. Luego salta la tapia y huye", contó.

"A las pocas cuadras los encuentran y se resisten a la detención, por eso el segundo hecho. Al imputado que ingresa a la casa, el fiscal le pide que sea imputado por lesiones graves, daño (porque se rompe la tapia), violación de domicilio y resistencia. Para el segundo detenido pide la absolución por los hechos vinculados al ingreso de la vivienda, porque nunca lo hace, y que lo condenen por la resistencia a la autoridad", detalló la letrada.

Y aclaró que "los dos imputados declararon desde el principio de la investigación y ayer, en la audiencia, dijeron que jamás tuvieron intenciones de robar, que ellos venían huyendo de la policía e ingresan al patio, donde se encuentran con el morador de la vivienda".

Por esos hechos, al delincuente que ingresó a la morada le dieron un año y un mes de cumplimiento efectivo, con declaración de reincidencia, lo que se le da computado porque estaba detenido hace un años y dos meses; y recuperó la libertad. Al segundo, como no tenía antecedentes penales, se le dio un año de ejecución condicional, y recuperó la libertad.

Juicio lejos de los defendidos

Ante la consulta, Florencia Botero contó que se trató del primer juicio de este tipo en el que participó. Señaló que tiene sus pro y contras: "Los grandes beneficios son la organización, con el tema horario, muy coordinado. Hubo asistencia remota de un funcionario del Poder Judicial. Fue muy buena la comunicación. Se da agilidad. Al estar los abogados y el fiscal en la sala -de Tribunales- le da más practicidad y no nos ponemos en riesgo ni nosotros ni la población carcelaria. Como contra, puede pasar que un imputado tenga dudas y habría que pedir una conversación privada. Pero estas cuestiones también están evacuadas de antemano porque los días previos se consulta si quiere recibir una comunicación previa y establecen un diálogo privado", valoró.

Y reafirmó que para mí funciona espectacular el sistema en este tipo de juicios, donde no se requiere testigos y que admite la culpabilidad y se discuten cuestiones técnicas "para mí funciona espectacular el sistema en este tipo de juicios, donde no se requiere testigos y que admite la culpabilidad y se discuten cuestiones técnicas".

Su defendido fue Matías Beltramo (30) quien trabajaba como vendedor ambulante antes de pasar por los tribunales y terminar en la cárcel.

JUICIO (online-audio-converter.com).mp3

Audio informe de Patricia Gatti para Radio Líder Argentina

Dejá tu comentario