Destacada Principal | libertad | delitos | persona

Libertad anticipada: ¿A quien y por qué le corresponde?

En el marco de la huelga de hambre de un preso en la cárcel de Villa María que reclama su libertad anticipada, el juez Arturo Ferreyra explica esta situación.

Un preso de la cárcel villamariense condenado a 9 años por el delito de homicidio simple fue noticia por comenzar una huelga de hambre para pedir su libertad. Si bien la mayoría no cumple la condena completa hasta el último día, para salir anticipadamente hay una serie de requisitos. A continuación, el juez de ejecución penal, Arturo Ferreyra, explica los detalles de estas situaciones:

"Es un momento, una situación de mucha expectativa, tanto de las personas privadas de la libertad como de los familiares que están en el afuera y que lo esperan con mucha ansiedad. El Sistema Penitenciario tiene establecido un régimen de premios y castigos y el Código Penal, en el artículo 13, a grandes rasgos establece los derechos de aquellas personas que han cometido delitos por primera vez, que se llaman primarios".

"Esas personas tienen un tiempo de detención para obtener el primer beneficio que sería la libertad condicional que es de dos tercios, es decir, si dividimos el monto total de la pena en tres, dos partes lo cumplen detenido y una parte lo cumplen en libertad. Eso es para las penas temporales, y para las penas perpetuas o de máxima gravedad que establece el Código Penal, para esos delitos le dan 25 años hasta el año 2004, y a partir del 2004 se modificó y se aumentó a 35 años de libertad condicional en los delitos más graves que reciben la pena de prisión perpetua".

"Por otro lado se establece en todos los delitos, en todos los tratamientos penitenciarios, la necesidad de que la persona cumpla medianamente con el reglamento carcelario, esto quiere decir que tenga buena conducta y un buen concepto. Anteriormente a la reforma del 2017, los internos tenían la obligación de que al momento de solicitar el beneficio, ahí se chequeaba su conducta y su concepto".

"Ahora es un promedio desde que ingresa al establecimiento penitenciario hasta que llega el momento de la liberación, ¿Por qué? Porque en la práctica teníamos internos que como procesados se portaban muy mal, no obedecían, no cumplían ningún reglamento, es muy difícil conseguir el orden, y recién faltando un año o dos años se portaban mejor y a partir de ahí obtenían los beneficios. Entonces ahora, para ser más justos, se trata de que el interno en todo el proceso de detención, procesado y condenado, tenga un promedio bajo... porque no se le exige más que cuatro y concepto regular, con eso ya es suficiente".

"El artículo 13 del Código Penal establece la necesidad de un informe psicológico individualizado, esto es, cada persona recibe un tratamiento penitenciario acorde al delito que cometió y esa persona es peritada para ver que resultado le dio su paso por el penal. Ese tratamiento penitenciario lo da el equipo técnico del penal, que son cuatro o cinco psicólogos, que realmente hacen una tarea loable, porque por empezar hay que conseguir que el interno entienda que tiene que hablar, que tiene que problematizar su vida, que tiene que poner en discusión o en tela de juicio lo que el hizo y a donde llegó y después hacerles ver porqué el sistema penal castiga o sanciona lo que ellos hicieron y porqué están cumpliendo condena".

"Cuando después de un cierto tiempo ellos lo hacen, se hacen las pericias, y si esa pericia da favorable es el último requisito para que la persona obtenga su libertad condicional al momento de haber cumplido los dos tercios. Los mismos requisitos pero para aquellas personas que ya fueron condenadas una vez, es para la libertad asistida; hasta el año 2017 la libertad asistida era de seis meses antes y ahora es de tres meses antes".

"Todo eso es en general para los delitos comunes, pero para los delitos graves el artículo 14 del Código Penal establece la pérdida de esos derechos. Delitos graves que están específicamente tipificados, la mayoría son delitos contra la vida y contra la integridad sexual, delito que la ley en el artículo 14 a partir del 2017 establece que no tienen ninguno de los dos beneficios que establecía el artículo 13, es decir no tienen el beneficio de la libertad asistida ni el beneficio de la libertad condicional; más allá que ya por jurisprudencia el Tribunal Superior en el caso Gauna ha establecido que en el caso de los delitos de narcotráfico sí corresponde darles ese beneficio de la libertad condicional y la libertad asistida porque entiende que no estaría contemplado en los delitos tan graves".

"Dentro de la ley 24.660 hay otros beneficios como son las salidas transitorias a partir de la mitad de la condena, y eso es también todo un tratamiento, la persona va evolucionando, va a adquiriendo nuevas herramientas de convivencia y cuando el Consejo Criminológico entiende que la persona está en condiciones de retomar alguna actividad en el medio libre se le empiezan a dar las salidas, al principio por un término de horas, días, y en algunos casos pueden llegar a salir durante todo el día y vuelven a dormir al establecimiento penitenciario, salen a trabajar, salen a hacer actividades hasta que le toca el beneficio de la libertad condicional o la libertad asistida".

"En ese camino es que vale destacar que los informes criminológicos que están hechos por los equipos técnicos del establecimiento penitenciario son de fundamental importancia, ya que ellos son los que tienen el trato directo y diario con el interno y entonces son los que mejor conocen, los que mejor pueden valorar la evolución de esa persona desde que ingresó hasta que le corresponde algún beneficio".

"Tenemos una tarea que es muy importante, de los educadores, todos los equipos de educación, tenemos una gran tarea de los trabajadores sociales que son los que atienden las necesidades del interno relacionado con el afuera, con su familia, con sus hijos, y por supuesto también los psicólogos que son los que hacen la tarea de tratamiento penitenciario desde un punto de vista técnico".

"Todo eso se va escribiendo, se va asentando y cuando es la oportunidad de algún beneficio el Tribunal les pide un informe criminológico y en base a eso, junto con una pericia hecha por el equipo de técnicos del poder judicial, son las herramientas técnicas con las cuales el Tribunal puede decidir favorable o desfavorablemente una libertad".

"Estamos dando trámite a unas diez, doce prisiones en promedio domiciliarias por mes, no es algo estadístico. En este momento se le están dando trámite a seis prisiones domiciliaria. Se resolvieron a principios de mes ocho y quedan seis pendientes, y para el mes que viene tengo doce, pero hay meses que hay más, otros meses que hay menos".

Dejá tu comentario