Espectáculos |

Nieta emocionada: Verónica Navarro recordó a su abuela Francisca, que hace 50 años creara el “poncho coscoino”

La historia oficial cuenta que a mediados de 1965, la señora Francisca Coloma Coll de Alegre sugirió la creación de un poncho que se convirtiera en icono del festival de Cosquín.

Natalio “Toto” Bijman tuvo a su cargo el diseño pensado por Francisca.  Un manto blanco (símbolo de pureza), orlado con una guarda “culebraica” negra como las que utilizaban los habitantes originarios en su alfarería.

La prenda fue apadrinada por Los Trovadores y “bendecida” en una cena (asado) al que asistieron Santiago Ayala “El Chúcaro”, Jovita Díaz, Julio Maharbiz y toda la constelación de estrellas folclóricas de mediados de los ´60.

Consultada por Radio Líder Argentina  la concejal Verónica Navarro Alegre, nieta de la creadora del poncho de la argentinidad, dijo que su abuela fue maestra a los 16 años, y la docencia junto al festival de Cosquín, fueron las máximas vocaciones de su vida. “Tuvo el apoyo incondicional del abuelo”, relato.

Contó también que la abuela fue una de las fundadoras de la comisión que tuvo a su cargo la organización del festival. La concejal explicó además que la idea de generar un ícono que representara al festival de Cosquín surgió en un viaje que realizó su abuela a la provincia de Salta con el objeto de promocionar la fiesta del folclore.

Lo había diseñado en su cabeza, dijo Verónica Navarro, emocionada al recordar la enjundia que ponía su abuela para lograr el crecimiento y desarrollo del festival y de Cosquín, que por aquellos años era un pueblo.

Audio: Declaraciones de la edil Verónica Navarro Alegre a Radio Líder Argentina.

El Poncho Oficial de Cosquín es una prenda llevada por el mundo como símbolo de argentinidad. La edición limitada que se confeccionara en el año 2010 con motivo de las Bodas de Oro del Festival llego a manos del Papa Francisco que envío desde Roma una bendición para Cosquín y su Festival.”

Fotografia: Gentileza El Diario de Carlos Paz.

 

 

Dejá tu comentario