Judiciales |

Preso apuñalado: El “Fiero” Barerra amenaza desde la cárcel a través de Facebook

Desde hace algunos días VillaMaríaYa! expuso a gran cantidad de reclusos que utilizan las redes sociales a pesar de estar privados de su libertad. Desde entonces tenemos presos “influencers”, como las figuras del espectáculo y presos “Youtubers”, que hacen música y lo graban con celulares introducidos irregularmente a la penitenciaría.

Luego de estas publicaciones pudimos conocer que la actividad pública no es lo único que hacen desde sus teléfonos, sino que se comunican por chat para dar instrucciones y amedrentar a otros presos.

El preso apodado “Fiero” Barerra, quien fuera apuñalado algunos días atrás es el “pluma” del pabellón 6. Así denominan en la jerga al capo del lugar.

Este recluso utiliza su Facebook para intimidad a personas dentro y fuera del penal. Por ejemplo, en uno de sus posteos manifestó: “Aguante la traición, pero ojo que es mejor el juego, que es la revancha”.

Traslados

Su actitud fue denunciada por otros internos, que ven que Barrera gozaba de algunos privilegios.

El “Fiero” hacía gala de no ser trasladado a otro servicio penitenciario luego de la pelea que protagonizó semanas anteriores donde terminó herido con un arma blanca, por lo que fue hospitalizado. Sin embargo, tras las publicaciones de nuestro portal, en la jornada de ayer fue derivado a otro penal.

Ayer se dieron a conocer además algunos chats de recluso, en donde daba cuenta que mandó a denunciar a algunos presos para que les quiten el celular. La maniobra es realizada por medio de las parejas de éstos, que son quienes “buchonean” a la Policía. Esto es utilizado dentro del penal para conseguir que los demás reclusos sean sumisos y respeten la “autoridad” de Barrera.

Con su traslado, posiblemente esta maniobra quede desarticulada, aunque es complejo conocer las redes de poder dentro del penal que ya amenazó a los reclusos diciendo que serán trasladados quienes aparezcan publicados en nuestro portal. Nada dijeron de revisar y retirar los celulares, que es la causa y no el efecto.

 


 

Dejá tu comentario