Destacada Principal | público | actividad | Argentina

Primera experiencia del público argentino en autoconcierto

La actividad se realizó en La Plata para un público que observó el recital desde sus autos, es la primera experiencia Argentina con este tipo de eventos.

Se realizó un "autoconcierto" en La Plata, la actividad tuvo como principal figura, al cantante rosarino Coti Sorokin. Lo particular de esto es que fue el primero que se realizó para el público en Argentina.

Fue una manera de experimentar otra alternativa - a los streamings en vivo - que permita poner en marcha la actividad musical, una de las más afectadas por la pandemia Covid-19, especialmente por el tiempo que llevará el retorno del público a este tipo de espectáculos de manera habitual y, sobre todo, segura en Argentina.

En realidad, fueron dos los conciertos en la actividad para un público que vio y escuchó desde sus automóviles. El primero (para prensa e invitados) comenzó poco después de a las 18, y el segundo, para público general, programado para las 21. La experiencia, más allá del hecho artístico de Coti, brindó la posibilidad de generar un nuevo hábito relacionado al entretenimiento y basado en aquella vieja costumbre del autocine, que tuvo su auge entre las décadas del cuarenta y del sesenta del siglo pasado.

Claro que no es lo mismo ver un concierto que una película. Porque mientras que en el cine nadie aplaude en medio de una proyección, a los tres minutos de comenzado el show de Coti se escucharon los primeros bocinazos (que reemplazaron a los aplausos).Y para el segundo tema, "Antes que ver el sol", se veía mucha gente asomada por las ventanillas y los techos corredizos. "Leo muchas patentes conocidas", bromeaba Sorokin. Y enseguida pidió que las bocinas sonaran todas juntas y con ritmo.

Después de algunos ejercicios de claxon hizo sonar "Por ahí", tema que escribió y grabó en cuarentena. "Soy ese que muerde el anzuelo y empieza de nuevo", roqueaba con su banda, Los Brillantes. Apenas pasados quince minutos ya había puesto quinta (o sexta) en el motor de su banda y fue descargando hits ("Andar conmigo", "50 horas", "Nada fue un error"). Y no se tiró de cabeza al público como en los recitales de estadios, pero bajó del escenario y cantó mientras caminaba entre los autos.

Así fue el primer autoconcierto en Argentina. Fuene: La Nación.

FUENTE: La Nación

Dejá tu comentario