Destacada Principal | Trecco | críticas | Clarín

Las críticas contra Trecco llegaron a la prensa nacional

Una serie de trabajadores de salud apuntaron con fuerza contra Trecco en el diario Clarín. Hasta hablaron que los mandan a "hacer política".

Días atrás, el diario Clarín se hizo eco de unas fuertes críticas realizadas por trabajadores municipales contra el secretario de Salud de Villa María, Pedro Trecco.

Precisamente, entre quienes alzaron la voz se encuentra Ángel Aguirre, quien afirmó al matutino porteño: "No sabemos más a quién pedir ayuda, necesitamos que se visibilice este atropello". Además, contó que semanas atrás había recibido una cédula de notificación sin firma ni sello, sólo con el membrete de Villa María, en la que se le comunicaba que se lo dejaba cesante "por razones operativas".

nota trecco1.jpg

"La nota que me mandaron fue días después de reclamar el pago atrasado de salarios y de pedir uniformes de trabajo, ya que los que teníamos daban vergüenza. Pero esto no es de ahora, viene desde hace más de un año, la persecución y el apriete son intolerables", exclamó.

Asimismo, señaló: "Entiendo que si no denunciamos no hay salida. Esta gente te acorrala, te manda a hacer política, a que vayas por los barrios a hablar de lo efectiva que es la política K y también te imponen que vayas a los actos y las marchas". "A mí me bajaron las horas de trabajo, me bajaron el suelo a la cuarta parte y me mandaron de penitencia al hogar de ancianos por negarme a repartir boletas y no ir a los actos proselitistas en 2021. Soy el único paramédico con carrera universitaria y me pisotean como un felpudo", agregó.

Por otra parte, Clarín consignó que Trecco afronta denuncias de dos trabajadoras del área de salud que comanda y que se encuadran en "violencia laboral", "maltrato" y "violencia psicológica". De acuerdo al mencionado medio, las imputaciones siguen su curso y entre los denunciantes se encuentran Silvana Tuliz, María Carasai, Silvana Ramos, Alexis Alcántara y el propio Aguirre.

nota trecco2.jpg

Asimismo, señalan que el secretario de Salud no respondió ante su consulta periodística, y que desde el municipio le informaron que hay "una sola denuncia" y que está "dirimida en la Justicia con sentencia firme a favor del doctor Trecco". Este tipo de acusaciones no tienen sustento, carece de fundamentos y hasta denigran a la persona del doctor con afirmaciones que carecen de seriedad".

Más testimonios

Entre otros testimonios recabados por el periódico porteño se encuentra el de la enfermera Mara Pacheco, quien fue derivada hacia el Hogar de Ancianos: "Me mandaron allí como un castigo, porque tuve una discusión con una de las llamadas 'referentes', una espía de las que forman parte de ese brazo de control, es como un grupo de tareas que maneja Trecco... y me cambiaron de destino".

"En el vacunatorio trabajan personas que no están recibidas y que vacunan contra el Covid y otras como la triple viral sin tener experiencia ni autoridad. En el área de emergencias del 107 trabajan jóvenes que no son paramédicos, que sólo tienen un curso vaya a saber de qué", afirmó Pacheco.

Asimismo, también habló la enfermera Erika López, que al momento de la publicación de la noticia (28 de diciembre) estaba con licencia psiquiátrica: "El trabajo se venía haciendo insoportable, porque el señor Trecco ponía a su gente, a personas disciplinadas y políticas, sin preparación ni estudios, pero que ocupaban nuestros lugares", exclama la ex jefa de guardia".

"Este grupo de inexpertos -continúa López- se encargaba de calumniar y desprestigiar, echando culpas por cuestiones inventadas. A mí me hicieron la vida imposible, señalándome que había golpeado a una 'referente', algo que más ocurrió. Pero la palabra de esta mujer tenía otro peso y me fue hundiendo. De alguna manera, lo mío fue como una renuncia inducida", agregó.

Finamente, señaló: "Este señor (Trecco) me mató en vida, mató mi carrera de enfermera a la que tanto di. Tengo 48 años y llevo doce como profesional. Empecé a estudiar después de los treinta y así me premian... A mí me corrieron de mis funciones porque necesitaban ese puesto para devolver un favor. Lo más triste es que se manejan con una impunidad que da asco, pero ellas no se sonrojan. Es tristísimo y penoso lo que está pasando".

Dejá tu comentario