Destacada Principal | Villa María |

Cinco personas que pasaron por Villa María y no sabías

El Che Guevara, un nazi, "El Pibe" Cabeza, Mario Grasso y el general Winter. Quiénes fueron y qué huellas dejaron en la ciudad

Villa María tiene muchas historias dentro de su historia. Algunas son muy importantes, otras casi desconocidas. En este 155 aniversario de la ciudad Villa María Ya! recopiló algunos breves relatos sobre personalidades que pasaron por nuestra ciudad y quizás no sabías.

El Che y las vías

Antes de ser el líder revolucionario que hoy está en todas las remeras, Ernesto Che Guevara, tuvo un breve paso por nuestra ciudad. Fue en enero de 1947, cuando tenía 18 años y estaba en su primer trabajo en la Dirección Nacional de Vialidad. Pasó alrededor de tres semanas viviendo en Villa María, pero luego partió a Buenos Aires a estudiar medicina, su vocación. Años más tarde, tras recorrer Sudamérica y participar en la Revolución Cubana, sería asesinado en Bolivia en la década del ’60.

che guevara.jpg

El Pibe Cabeza

Rogelio Gordillo, más conocido como el Pibe Cabeza, fue un bandido muy popular en la década del ’30. Se había hecho famosos por sus atracos en auto, una novedad de la época, pero también porque no era violento. No mataba nunca a nadie durante sus ilícitos.

Y también era una especie de Robin Hood ya que compartía sus botines con quienes lo protegían. Esto hacía muy difícil que fuera capturado ya que nadie “lo mandaba al frente”.

el pibe cabeza.jpg

Pero en el año ’37, y por Villa María, empezó su ocaso. El Pibe venía escapando de las sierras y llevaba a cuatro rehenes consigo. Alberto Salas, una de las víctimas, -que había sido secuestrado en Jesús María y liberado en Cárcano, cerca de nuestra ciudad-, se percató de que su captor era el famoso bandido. Y lo denunció con la policía de Villa María.

No lograron capturarlo, pero en la zona de Ballesteros, y por motivos que nunca se supieron con claridad, Gordillo ultimó a uno de sus rehenes, actitud que no era habitual en él. Y eso dio más motivos a las fuerzas del orden para que lo capturen.

Fue asesinado apenas un mes después en Buenos Aires a manos de la policía.

Un nazi en la ciudad

El general de las SS Ludolf von Alvensleben, quien estuvo acusado de la muerte de más de cinco mil judíos en los campos de concentración de Polonia, fue uno de los nazis que huyeron con la caída del imperio en la Segunda Guerra Mundial.

No hay datos exactos de cómo escapó tras estar preso 16 meses en Europa, pero las crónicas periodísticas relatan que llegó a Argentina y, antes de instalarse definitivamente en las sierras, vivió un tiempo en Villa María, con toda su familia.

NAZI EN VM.jpg

La voz de un documental

Mario Grasso es la voz inconfundible de “La aventura del hombre”, programa que se emitía en la televisión nacional en las décadas del ’90 y los ’00. Grasso nació en Pozo del Molle, pero vivió y trabajó muchos años en nuestra ciudad.

mario grasso.jpg

En su adultez logró gran fama con el ciclo de documentales que lo volvieron una voz inconfundible. En Villa María trabajó mucho tiempo en las dependencias de la Biblioteca Bernardino Rivadavia, en el Jardín de Infantes que dirigía Edith Vera. Y enseñó a los niños la técnica del “filme sin cámara”, haciéndoles diseñar sobre el celuloide.

Winter contra el voto popular

El general Winter fue uno de los más cercanos y leales a Julio Argentino Roca y participó activamente en la masacre que fue mal llamada la "conquista del desierto".

A principios del siglo XX, tras estos aberrantes hechos, el país todavía no vivía una democracia plena. Y fue la incipiente Unión Cívica Radical la que empezó a luchar por el voto.

Pero el derecho al voto, acto muy democrático, no se conquistó por las buenas, sino que costó mucha sangre. Y Winter fue uno de los perpetradores de la lucha contra la democracia.

El general fue el protagonista de la llamada Revolución de 1905. En todo el país los radicales pedían elecciones libres, que no fueran fraudulentas. Pedían una democracia sana. Y El poder conservador que gobernaba en ese entonces no dudó en castigar con sangre toda esa rebeldía.

Villa María fue parte de esa lucha y Winter, el íntimo de Roca, vino a nuestra ciudad a reprimir. El saldo fue un muerto “el empleado ferroviario Natividad Villalba, y un herido Domingo Cornejo”. Otros locales fueron detenidos o debieron ocultarse por un tiempo.

*Fueron fundamentales para la recopilación de estos relatos el historiador Jesús Chirino y los documentos que dejó Bernardino Calvo y fueron recuperados en artículos periodísticos de El Diario y en libros posteriores.

Temas

Dejá tu comentario