Destacada Principal | Zárate | familia | hijo

Clara Zárate: "Tengo el corazón roto"

La abuela que fue enviada al geriátrico por su familia, Clara Zárate, narró como se encuentra actualmente. "Que la Justicia actúe", reclamó.

Clara Mercedes Zárate, la abuela que fue enviada a un geriátrico contra su voluntad por parte de su familia, narró sus vivencias y contó que sufrió la pérdida de varias posesiones en su hogar.

El caso de la vecina de barrio Trinitarios había salido a la luz durante mayo, cuando su nieta, Eliana Avellini Romero, y su pareja, Marcos Castro Allegro, recibieron la orden judicial de abandonar la vivienda perteneciente a la jubilada. De acuerdo a lo relatado por Zárate a Villa María Ya!, durante enero sufrió la caída de una bicicleta encima de su cuerpo que provocó una hinchazón en sus pies, por lo que pidió a su hijo, Daniel Avellini, que la llevara al médico.

Al cabo de unos días, logró que sea atendida por los profesionales e internada en un sanatorio villamariense. Luego de ese lapso, fue enviada a un geriátrico que catalogó como un desastre, ya que había un solo baño para todos los residentes y una cámara séptica desde donde emanaban olores nauseabundos.

Tras vivir un mes en esa residencia, Zárate pensó que podía regresar a su hogar, aunque fue llevada a otro geriátrico de calle Independencia donde perdió comunicación con el exterior, ya que su hijo se llevó su celular. La única visita que recibió fue la de su nieta, en las que le reprochaba su insistencia para pedir cosas como ropa de invierno.

Mientras Clara atravesaba un calvario, su hermana Norma no paró de realizar gestiones para contactarse con ella. Incluso llegó a la Unidad Judicial, donde se inició con el expediente que terminó con la orden de desalojar de la casa a Avellini y Castro Allegro, así como la resolución que solicitó al geriátrico "Sabiduría" que permitiera la salida de la anciana.

Al arribar a su hogar, Zárate encontró con que le faltaban sábanas, frazadas y ropa de invierno, que luego sus vecinos le contaron que su nieta los vendió en una feria, así como la mesa de su lugar favorito de la casa. Además, resaltó que en un espacio de la vivienda tenía una máquina de coser, una radio y dos juegos de cortinas.

Actualmente, reclama a las autoridades recuperar sus pertenencias: "Que la Justicia actúe como debe actuar, porque no puede ser que tan impunemente se hayan llevado mis cosas y que ahora no pueda recuperar lo mío".

Tengo el corazón roto Tengo el corazón roto

Por otra parte, Zárate narró como fue su estancia en la residencia de adultos mayores: "Un infierno en el geriátrico, no porque me hayan tratado mal, porque en todos lados me trataron bien, me querían las chicas, todo, siempre me trataron bien, pero ellos me hicieron daño". "Tengo el corazón roto, no es fácil olvidar eso. Lo sabe todo el mundo, toda la familia, todos lo saben".

relató que actualmente se encuentra a cargo de las tareas de ordenar y acomodar su hogar. "El trabajo que casi no lo podría hacer lo tengo que hacer por culpa de mi familia, digamos mi familia. Era, ya no lo puedo considerar mi familia", manifestó.

Finalmente, agradeció a su hermana, su cuñado y a dos vecinas, quienes considera que ahora son sus hijas. "Mi hijo ya lo perdí, no creo... salvo que venga de la casa, venir de rodillas acá a pedirme perdón, a lo mejor lo perdono, a lo mejor... pero no creo que lo llegue a hacer".

"Me da vergüenza decir que es mi hijo y que mi hijo me haya hecho eso, que nunca hubiera nada entre nosotros. Pero me parece que los instigadores no fue el, sino la hija y el yerno", concluyó.

Video: Declaraciones de Clara Zárate a Villa María Ya!:

Entrevista a Clara Zárate - Parte 1
Entrevista con Clara Zárate - Parte 2

Dejá tu comentario